jueves, 17 de octubre de 2013

Mal

El rayo choca contra el suelo y hace temblar las chapas del rancho viejo. Incomoda y rompe la calma. Los árboles y el cielo retumban el trueno. Las razones desaparecen y las dudas invaden el ambiente. Sólo tu voz en el aire, hasta que el miedo hacia mi te invade. Paz, silencio y tranquilidad. El siguiente paso puede ser el último. Los árboles y el cielo tienen la única verdad. Cargados de sinceridad nos ven correr, llenos de dudas. Cae la noche y la luna saluda, abraza y cobija. Amanece y comenzamos a despegarnos del cielo. Volamos tan alto que el miedo a caer crece como las estrellas que se inflan hasta desaparecer. Es que no tengo lo que hay que tener. Y no pienso lo que hay que pensar.

jueves, 9 de febrero de 2012

Rayo de Luz

Se muere parte de toda la gente que quiero.
La música que el nos dio nos ayudó a vivir.
Me ayudo a comunicar, a amar, a pensar.
A saber que abrazarse y llorar está bien
A saber que no hace falta abrir la boca para entender a otro.
A entender que solamente compartiendo oídos puedo amar como nunca a mi Viejo.
A tratar de estar al lado de Él, al lado tuyo.
Al lado de la gente que quiero y amo de verdad.
De la gente que sabe, comparte y ama esta forma de vivir en la música.
Por eso es incomprensible; por eso no lo puedo creer.
Es muy grande el vacío. Vacío Sideral.
Hoy nos falta una parte del corazón a todos....
Es algo imprescindible
Es la música
Es la canción.
Barro Tal Vez.

sábado, 4 de febrero de 2012

Un cantito infante

La decisión que más te cuesta tomar es la que, después, te parte en ocho.
Las pausas y esperas siempre me disgustaron demasiado. No son para mi. Pero en algún momento son necesarias. Es como cuando encaras una escalera apurado. Por más premura que tengas, el descanso y la consecuente pausa te alienta a seguir hacia destino.
Hoy pasa más o menos eso. Tan solo una pausa, un descanso.
Creo que no implica más que eso.
Todo está tan raro que no se si la humanidad conspira en este momento contra mi o en verdad el cuento de que estamos acostumbrados a vivir el día a día sin mirar al de al lado se hizo realidad.
Aunque el cansancio y el camino siempre te lleven al mismo lugar, todos sabemos que va a llegar el día en que esto cambie, que la escalera ya no lleve a ningún lado, que termine en un cuarto sin luz, gris, de paredes que ahogan. Y es ahí cuando conviene bajar y caminar. Doblar la esquina tomar el camino alternativo, el menos sucio, el que menos mal nos hace, el menos cómodo quizás.

jueves, 25 de agosto de 2011

No me digas eso

Con la música por el piso y la cara tapada por la almohada, estoy.
Sin saber lo que pasó. Acá estoy, hoy, ahora y siempre.
Los pies cansados, los ojos rojos, síntomas de una racha que desearía que pronto termine.
Así como un farol que pierde su luz en un choque, como un lente que pierde sus contactos y su encastre en un golpe, como una tarjeta que almacena inmemorables momentos ópticos que se pierden en una cancha de cualquier ciudad.
Con la estandarización del oído consumada y abultada. Con la visión reducida. Con ideales que, todos sabemos, nunca vendrán.
Como un barrilete. Sin dirección, sin tiempo ni viento. Con los cables cruzados, los postes enterrados.
Esperando la reconstrucción, la resurrección del que alguna vez supo ser. El resurgimiento del mandato que, acertadamente, coordine y ponga en línea los planetas para que la canción deje de sonar de manera defectuosa.
Con el cassette gastado, las pilas sin carga y el walkmann por cualquier lado. El auricular fallando.
Esperando el impacto; esperando una respuesta poco absurda que resuelva este viaje de una vez.
Sin exposición, la visión pegada, sin rito ni ceremonias. Así se tiene que dar. El alma se va y, cómplice ella, la especie también.
A bailar para cambiar la suerte, para llamar al bendito mandato, para dejar de bailar lo que nadie quiere bailar.
Así se dan las cosas.
Que va a ser.

martes, 28 de diciembre de 2010

Infinita tristeza


Los ojos rojos, un ventilador que cada día se acerca más a a su muerte y el ruido inconfundible del teclado hacen callar al perro y al grillo que se esmeran por hacernos saber que la naturaleza sigue viva y no duerme.

En la vertiginosa rutina pocas veces se guarda reparo en las cosas más importantes. Esas que nos esperan ansiosas, con ganas del encuentro. Esas que cuando las hallamos nos muestran verdaderos motivos para seguir aún en su simpleza extrema.
Si trazara un paralelismo con mis amigos, estarían bastante cerca de lo que digo. Simples, naturales, con ganas del encuentro, con los valores que se buscan, con la música cambiada, con la ropa arrugada, con el intercambio de gargantas. Sin más preocupación que la amistad misma nos vamos moviendo en un circulo infinito como hormigas que lentamente van construyendo el vínculo y lo enaltecen y agrandan a tal punto que nada pueda romperlo. Pocas cosas dañan el camino y otras muchas lo reparan. Así se da en este caso. Aquel que diga lo contrario es ajeno a este circulo. Como el que dibujo Escher y mi primo admira.
Y no es que hasta aquí haya sido fácil la empresa, es que es necesario poder agrupar varias de ellas para terminar cerrando el tema con algo de coherencia.
Rima barata y forzada para poder hilar este momento de incoherencia y espera que demandan un gasto de reserva de energías que el mismísimo calor de hoy no pudo agotar. Varios fueron los intentos por no aburrirse, todos en vano. Pero en la simpleza del grillo que canta por la ventana se encuentra lo que realmente busqué toda la tarde. Algo carente de armonía, de sentido y tan irregular que rompe la rutina de mi domingo de entre semana.
A pesar del intento nada cambió. Sigo acá escribiendo tan pocas líneas carentes de expresión y con variada ambigüedad. Aburridas y sin motivo aparente de omitir la repetición.
Es que hoy todo fue así. Que se le va a hacer.

martes, 10 de agosto de 2010

De Mañana

"Hay un único lugar donde ayer y hoy se encuentran y se reconocen y se abrazan. Ese lugar es mañana.".
Eduardo Galeano es raro. Es raro para escribir y leer.
Me sorprendió la frase que la mismísima Pichi publicó en el muro de su Facebutt para expresar, vaya a saber quien, el momento sentimental o pensante por el cual atraviesa al escribirla.
Hoy quiero que llegue mañana. Hoy tranquilo. Hoy no salí de mi casa más que para llevar a mi hermano a su casamiento diario.
Hoy se rompió el esquema. Escucho música. Tocamos música.
Nos hacemos bien. No Hablamos.
Hasta tarde para desgracia de los viejos y para la calentura de alguien que dice que trabaja.
Los auriculares andan mal. El mensaje llega perfecto.
Hacía falta más.
Pero esperemos el mañana, así nos encontramos y nos reconocemos y nos abrazamos.
Esperemos Mañana.

lunes, 31 de mayo de 2010

Pensar

Como quien no quiere la cosa, mis orejas se abrieron. La música volvió a ser parte, y con ella, el pensar.
Pensar en los amigos aturdidos por el desafío que implica volver a empezar.
Pensar en quien, con miedo, cambia radicalmente su vida.
Pensar en que hay gente que no tiene vida.
Pensar enque hay gente que te complica la vida.
Pensar en que todavía queda esa gente necia que no hace más que hablar y hablar y hablar pero que no hace y no demuestra. Esos son los peores, porque son los que engañan y contagian a los demás que, por bronca contenida, saltan como saltamontes en sartén de campamento y siempre - pero siempre- consiguen que alguien los siga provocando una gran avalancha ideológica imparable que arrasa con cualquier verdad y llena el terreno de falacias.
Todavía ansiando libertad y con fiebre de mundial hoy vivo en Febrero y escucho a una Shakira que dice hacer música africanita.
El amigo Ramiro Musotto se estaría riendo muchísimo si se llegara a enterar.
Como quien no quiere la cosa, pensar ahora no es negocio. Pensar con hambre es la quiebra.
Pensar en nada debería ser la opción.
¿Alguien puede con esa mediocridad?

sábado, 8 de mayo de 2010

Y así fue como el descubrió algo que no todos sabían.
Pero como saber que el que escribe soy yo...
Sólo quienes se reunen para tamaña empresa pueden deducirlo.
Hoy fue un gran dia.
Mañana va a ser mejor.

miércoles, 21 de abril de 2010

Textual

Cuando las palabras se acercan a los hechos, no hace falta nada más que la acción.
Basta de mentir!

jueves, 25 de marzo de 2010

Memory Card

Tantos hablan de la memoria. Tantos que uno al final se siente perdido en el tiempo.
Que vienen a hablar de pasado, presente y futuro. No pueden siquiera apoyar los pies en el firmamento y pregonan a viva voz lo que todos ya escucharon.
Mi memoria es esta. Es esto. Es lo que va quedando.
Mi memoria sos vos. Es él y ella en una foto.
Somos todos abrazados en la mesa familiar, contentos; sonrientes.
En el instante justo en el que arrancan las cosas se pierden otras.
Parece mentira que el tiempo se vaya tan rápido y, con el, tantas otras cosas.
Esas cosas que realmente fueron y son importantes.
Cartas olvidadas, nostalgias y lágrimas secas que traen el recuerdo al día de hoy.
Ese recuerdo intachable que yacía en lo más profundo del ser y que renace para dar vida a esas sensaciones de mañanas de domingo que, sin el, jamás volveremos a ver.
Hoy ya no está. Pero no se fue.
Frases armadas y consuelos estúpidos para las cosas que realmente pasan.
La memoria es rara.
Es como un perro que, vagabundo, pasea por las calles de nuestro interior, aparece y se retira cuando quiere.
Trae en su hocico cualquier pedazo de cualquier recuerdo para que percibamos los aromas olvidados.
Testigo del tiempo, el perrito callejero se alimenta de recuerdos. Acordáte de guardan en la casita que tenes en tu interior todo lo que no querés que se coma. Y tirá a la basura todo aquello que querés que rompa.
Ese perrito que un día de amor explota, está gordito.
Casi no tengo memoria. Me da miedo. Me parece que lo voy a atar.
Sin preguntas por favor.


miércoles, 24 de marzo de 2010

Para vos.

Una vez más.
Siento el ruido y el calor de una campera perdida hace tiempo y te siento.
El frio se va para dar paso a ese calor que abraza.
Otoño.
Ya no te veo. Sólo porque me lo pedís. Ahí va.
El cementerio está plagado de rosetas.
que seria de un gol sin una foto....
*solo un gol
*pero cuando el gol se inmortaliza en una instantanea da paso al recuerdo
*a la verdadera sensación del goleador que rompe la red
*al gesto inigualable del delantero que transpiró la camiseta y luchó, se esforzó por ser mejor que los demás
*que desbordó al zaguero lateral para romper esa pared que plantea la defensa
*para resaltar entre los demás
*para llenar de alegría a toda una hinchada, que, ansiosa, espera que "El goleador" haga su trabajo.
*que seria de un gol sin foto. Sería sólo un gol más
*un recuerdo efímero uqe se perdería en la memoria de cualquier transeunte que vaga por la calle con la cabeza llena de alcohol
*de cualquier loco que no encuentra remedio a esa enfermedad
*pero un gol con foto es uno de los mas bellos recuerdos para un jugador
*solo porque ve que los jugadores del bando contrario y los de su equipo yacen en el frio cesped cual si fueran iguanas en piedras tratando de tomar calor para poder volver a moverse
El Kiki es un jugador que pone garra, se la juega, va más allá de la imaginación y se proyecta. Rompe los esquemas del futbol tradicional.
estamos hablando de un grande
deja todo en la cancha
*jugadores como messi o maradona han intentado emularlo
*fracasados.
*El Kiki tiene algo que ellos no.
*Magia.
*esa palabra lo define. Con los colores de su camiseta como guia, encara al arco como una saeta dispuesta a trasbasar los limites de las lineas de cal.
*y dejando una sensacion de derrota y fracaso en el contrario.
*pocos son los que se atrevieron a enfrentarlo en una cnacha.
*pocos son os que llevan lospantalones y las medias bien puestos.
*NEl Kiki juega sin canilleras.
*el Kiki se defiende con el alma.
*Porque el no jueega al futbol
*el lo vive.
*Lo ama.
*Lo apasiona.
*Lo amasa.
*Da paso a la ilusion, a la eterna costumbre que enorgullece a millones de argentinos que saben que el Kiki es nacional
*bien nacional.
*Sudafrica es una pelota de tenis que bien podría ser arrojada al vacio por este grande.
*El Kiki no mancha la pelota. La enarbola como estandarte con convicción y desición
*ojalá yo fera el.
*ojalá.
*sólo para sentir una vez lo que es ser un verdadero futbolista
*sólo para sentir una vez lo que es ser un verdadero ARGENTINO.
* Por Facundo Morales.


*gracias por dejarme plasmarte en un par de lineas
*Estoy llorando.
Los errorres de ortografía también son míos maiquita.

martes, 2 de febrero de 2010

YA!

Ema, Lucas, Gorrión.
Cuanto despiertan. Cuanto saben. Cuanto cuentan.
Quizás por las terribles ganas de que algo pase, por esa eterna disposición al empuje y a la sonrisa bonachona en todo momento, por las terribles ganas de que toda la energía que tenemos bien acumulada se liberen de una vez por todas.
Quizás por todo eso es que uno deba acudir a ellos al momento de querer emprender.
La energía que viene de la raíz se hace sentir. Me demuestra que, al menos por ahora, lo único que puedo producir con una sensación estática es una foto. Pero no por eso de que las vueltas de la vida me hacen parar ahi. Las vueltas creo que las di yo. Y así es como se fue gestando todo esto. Toda esta sensación que me demuestra que la quietud no es una virtud en mi.
Como una polilla que tontamente aletea y se golpea contra el monitor sin poder trasvasar esa barrera arranqué febrero. Lo que quiero es, de una vez por todas, entrar en la luz y poder rajar por el monitor y navegar por un cable que me haga llegar hasta el cerebro de un Avatar que tome mi cuerpo y pueda soñar. Y que la luna se alinee con marte y lluevan estrellas fugaces en una playa con viento, amigos, tres aguas vivas y varios choris para poder, al fin, realizar ese acto tan valioso que llaman Creación.
Y ojo que no hablo de bebes ni nada por el estilo. Hablo, más bien (o por caso), de llevar un proyecto a la NASA. Un cohete diminuto que pueda recorrer el cerebro de un ser humano y que le vaya modificando las propiedades pertinentes, o las partes necesarias a la cabeza del mismo para poder realizar una serie de actos desenfrenados y sin lógica que desencadenen en una gran alineación de cuadrados esféricos que den lugar a una explosión simil "Big Bang" que dejen atónitas a todas las neuronas. Que el hemisferio norte rote hacia el Sur, que los polos se inviertan. Que ya nada sea lo mismo.
Ardua tarea para la NASA, aunque yo en lo nasal conozco bastante, sino llamo a Nico.
Necesito de esta manga de idiotas porque los extraño mas que a mi mamá.
Los necesito aquí, allá, hoy o mañana. Quiero arrancar. Y aunque el 2012 este cerca me chupa un huevo. Porque el fin del mundo se dá para los mayas y yo soy inca o azteca -en el mejor de los casos-.
Espero estar en el arca que nos salvó la vida para salir y encontrar que tengo un mundo a mi disposición para poder transformarlo.
Espero.
Espero.
Espero.
Estoy cansado de esperar.
Me fastidia Calamaro. Los dos.
Quiero música.
Odio los canales de música. Más los del grupo Clarin.
Voy a aprender a tocar el clarinete.
Ñac ñac ñac ñac ñac ñac ñac ñac ñac ñac ñac.
Ñac ñac ñac ñac ñac ñac ñaaaaaaaaac.
Iambo iombo iep iep ap ap.

viernes, 11 de diciembre de 2009

Factum

No llores por nada que te tenga en segundo lugar porque mañana va a ser un gran día. Te lo digo yo. Desde cuando se cobra ser feliz. Desde cuando nos cobran por no sentir dolor.
El cambio se siente, se medita, se ejecuta. Nada pasa porque si. El destino no lo elige uno, pero puede ir encaminándolo y acostumbrándolo a seguir el camino que más conviene.
La cuestión es no esperar.
No hay que desesperar. Tenés todos los recursos y ganas para emprender. Listo, hacé y deshacé a tu gusto.
No basta con pensar. Las cosas son hechos. Y ahi se remite toda acción.
Basta de excusas, basta de porqués, basta de todo. Bastará con la acción.
Basta de letras, de palabras, de frases, de oraciones y de libros. No sirve de nada, seguro de nada sirve.
Póngale el alma a todo amigo. Este es su tiempo, no va a haber otro. Nadie le va a dar otra chance. En este juego no hay segundas oportunidades.
No se ponga mal, no se aflija, no se me caiga.
Acuérdese de que para levantarse es necesario caerse. Para caminar es necesario dar un primer paso. Para hablar es necesario coordinar y cohesionar. Para escuchar es necesario pensar.
Deje de lado las malas caras. Al mal tiempo buena cara, aún en las peores dificultades.
Vendrán tiempos mejores.
No se queje, no critique. Actúe en consecuencia.
Basta de hablar. El lenguaje dejó de servir hace bastante para dar paso a la acción.
Sino, espere al cataclismo y, por fin, descanse.

jueves, 19 de noviembre de 2009

El día perfecto. (o The perfect day) Como quieras.

Asi, como quien no quiere la cosa, se presentó este maravilloso día.
Cualquiera que pasara cerca se daría cuenta de que la energía que emanaba formaba un perfecto clima para preguntar: ¿Cómo andás?
Como si estuviera bajo el efecto de alguna fuerza externa que empuja y hace empujar comenzó el día, para despertar con cada uno de los integrantes de la familia pero no para lenvantarse.
Salir sin más que un pedacito de trapito chiquitito como vestimenta para que el Sol te abrace y se entregue a vos sin restricciones para dar paso a un golpe de aire fresco que hace las veces de despertador natural es la forma perfecta (Hasta ahora) de comenzar el día.
La ducha Chavista de tres minutos para que nadie se sienta incómodo en el asiento de acompañante en el colectivo.
Una pequeña caminata de ocho cuadras. Una Monjita. Un pedido. Otro pedido. Una perra y un tarascón.
El omnibus (Que rara palabra) llega y me plantea el primer desafío del día, elegir el lugar correcto para que el amor obsesivo del Sol no me moleste con su calor. Mala elección. Veinte minutos de Amor.
Luego comienza una rutinita que se va rompiendo de a poquito, encontrarse con gente ambigua, con gente que uno no conoce ni quiere conocer, con gente que amorfa que, pensante como una ameba, camina sin meditar ni un segundo. Termina.
La veo y la molesto. Me voy.
Un amigo quiere una ducha chavista y me pregunta que hacer: "...esperar para ver...".
Esto es un cine. El cine 3d es una mentira comercial. Ya estaba instalado en mi vida desde hace tiempo. Cada vez que me preguntas algo te respondo: "veo...". Y asi vamos viendo junto lo que nadie ve y lo que nadie quiere ver. Somos como cieguitos que sin un lazarillo ni bastón, recorren las calles de un pueblo nuevo sin rumbo ni dirección.
Así de bravo llego a "El Nido" . Mi amigo -Chavista al menos en la forma de ducharse- sorprende por la iniciativa artística propia y sugiere frases sugestivas propias de un tema de rock que hace recordar a "una enfermera tetona". Mateamos, matamos, pasamos, paseamos por los minutos. Vivimos el tiempo y recordamos los tiempos. Mateamos de lo lindo y hablamos de las lindas. Matamos a los hipócritas que mienten y nos deben. Pasamos por cada minuto que dejamos como si fuera el último.
Viajamos. Él es el Gorrión que debajo de su ala zurda me invita a volar. Me arrastra, me lleva, me empuja. Me enseña a volar.
Aparece el boletero, me alegra encontrarlo, charlamos con letras, hablamos por música. Me alegra saber que siente y lee... Que escucha.
Llegamos a la Casa de Bajos Estudios que de alta solo tiene la escalera. Nos abrazamos, rezongamos, nos peleamos. Nos reimos y nos acordamos de las deuda y por las dudas no endeudamos.
Me quise ir, pero los sabios amigos paisanos saben que la esperanza y la espera hacen bien. Superávit de veinte pesos. Alegría.
Negocio, amigo. Mate y charla. Un mexicano que vende perfumes me tapa la nariz. Ella contenta. El también. Juego y juego mientras el atiende. Todos contentos.
Busco a los demás pero el destino me manda a casa. Están todos. Una tremenda energía viene del norte y como si fuera un imán me atrae cada vez más.
Un salamín, unos "manices", una cerveza y un amigo sin pelo.
El día termina perfecto y con él regresa el idioma.

viernes, 23 de octubre de 2009

The eye of the hurricane.

Huy, Huy, Huy!
Se respira un aire raro. Tan raro que de tan solo aspirarlo me hace estornudar.
Grandes acontecimientos se desatan hoy, anunciando la llegada de algo nuevo. El orden establecido está por romperse, y con ello ¿llegará la paz?
Mil cosas suceden al mismo tiempo, el impulso que lleva a millones de particulas a moverse vertiginosamente buscando ser reubicadas en un nuevo espacio, es el mismo que en mi mundo, va cambiando mi estructura. Vos cambias y yo cambio. Ellos cambian, yo (mero espectador como siempre) miro, leo y trato de escuchar para poder dilucidar, entre tanta agua revuelta llena de porquerías que le sobran a la gente - y que no hace más que desecharlas frente a la poca importancia que merecen luego de finalizado su vida útil- que es lo que se viene.
El viento traería una copla, rezaban los antiguos profetas hoy callados por los grandes temores que acechan como lobos vestidos de corderos.
No hay más que hacer, como meros espectadores, solo quedamos sólos a la deriva, como en un cuento de Horacio Quiroga. Espero y no desespero por saber que es lo que vendrá.
Esa ansiedad que alguna vez caracterizo mi cilotímico estado de ánimo pasó a ser una eterna reflexión sobre como encarar cada escollo que se presenta en la ruta.
Pronto a salir a la ruta con gente querida, irritante y despreciable espero no esperar. Es tiempo de arriesgar, tiempo de ganar. No es posible abordar a el puerto deseado sin siquiera poner un poco de voluntad. Los pasos en una caminata son muchos, pero el más difícil es el primero.
A caminar. Te propongo eso. Caminemos, junto de la mano como dos enanos. Lleguemos a ese campo que estamos buscando hace tiempo donde sólo se encuentran las cosas que nos hacen bien. Donde seamos los protagonistas. Los espectadores pasaran a ser las cosas y los algunos que alguna vez nos hicieron mal. Y nosotros vamos a estar ahi para reirnos de ellos.
Esto es música. Nada más. Esto es música.

jueves, 15 de octubre de 2009

One minute please!

Como si ya no fuera algo normal y ni siquiera estuviera cerca de serlo, hoy escribo.
Pasó una semana. Con, al menos, dos dias menos. Es raro que sienta que está buena. Sin obligaciones que me quemen la cabeza y con poco que pensar, me encuentro en el ojo del huracán, en quince dias me van a matar. Crónica de una muerte anunciada.
Como el Colón Syrah, que te hace acordar de ese amigo que luego de un largo viaje trae un montón de experiencias nuevas para contar, así pasó esta semana.
Empezó el martes y terminará vaya a saber Dios cuando.
Por ahora -y solo hasta ahora- el premio principal se lo lleva el miércoles que me vio rodeado de amigos de los cotidianos y de los que casi nunca se ven. De esos amigos que, llenos de virtuosidad, alegran la vida de uno con un poco de sufrimiento. Ese sufrimiento, camuflado de cansancio, que por la proximidad le hace creer a uno que no está lejos de ser una persona normal. Así, simple, sin nada de complejidades.
poder hablar con gente que nada tiene que ver conmigo me hace bien. No juzgo a nadie, más bien prejuzgo.
Me encanta sentir esa nostalgia que provoca una gran desconocida conocida banda que, por momentos obliga a sentir unas terribles ganas de llorar por la emotividad. Algo así, facilmente no se quema.
Soñar con el nido... Mejor dejarlo ahí. Si supieras.
La guitarra está en casa. Los amigos conectados. Los proyectos maquinando. Mientras tanto el mundo sigue girando y yo esperando que, en lo que sería el gran caos universal, se detenga para dar lugar a una gran fuerza inercial que nos saque a cada uno de nosotros de nuestros lugares y nos reubique en ámbitos y situaciones, en realidades totalmente diferentes.
La cotidianeidad de hablar por teléfono con amigos está muy buena, que una rubia te hable mejor. Las invitaciones a reir sobran, pero faltan horas.
No estoy escribiendo de lo mejor. Lo sé. Por eso no estoy escribiendo seguido.
Estoy como en un proceso de atascamiento cerebral que no hace mas que hacerme vaguear.
Por ahora espero, no desespero.
Vendrán tiempos mejores, como luces solo luces.

viernes, 7 de agosto de 2009

No acostumbro a hacer esto pero lo consideré necesario y como todo lo que pasa acá poco te importa publico la letra de Insensibles de La Vela Puerca.
Salute y esto no es ni fotolog ni fasebuc.


Yo ví al mundo yéndose al infierno,
y al infierno enjaulado entre montañas de rencor,
de donde bajan ríos de avaricia y de ambición,
y también había paisajes,
que solente los insensibles pueden hacer realidad,
con nubes de acero y árboles de metal,
pájaros sin alas,
lobos sin colmillos,
flores sin raíz,
y estrellas sin brillo,
donde el sabor ya no sabe y el saber es sufrimiento,
donde si te digo te miento y lo banal es intelecto,
ví que me observaban entre ceros y unos,
quise ver colores, pero no ví ninguno,
quise respirar entre una tos feroz,
me pareció gritar pero no tenía mi voz,
me puse a llorar y de mis ojos, nada,
ví sus plantaciones y de semillas granadas,
ví como escuchaban con sangre en los oídos,
quise recordar y recordé olvidos,
la cima llegaba a lo más profundo de mi dolor,
y fue ahí, donde encontre... amor.

domingo, 26 de abril de 2009

¿Domingo raro?

Domingo. Raro domingo.
Ya, de una, miro hacia mi derecha y veo que mi hermano no está.
Un cumpleaños frustrado... Una noche fría.
Las rodillas y las manos congeladas aún con el uso de dos frazadas.
A las 4 el amigo llama. Ya es tarde. Está sólo. Lo entiendo, pero no entiende.
Las elecciones que el hace le juegan en contra.
Para los demás no tengo tiempo. No quiero regalar más mi tiempo. Solo llega un mensaje de texto de un "amigo". Otro de una tremenda desconocida que invita un trago en una de las más asquerosas barras de la ciudad.
Ninguno de los dos es respondido como se requiere, ninguno de los dos es satisfactoriamente leído. Ninguno cambia mi destino.
La charla con gente totalmente ajena a la rutina que, bien o mal, me mal acostumbra. Sólo envio un mensaje a un Amigo. Fue el sábado. Respuesta negativa. Su familia lo obliga a acostarse temprano. Lo espera un largo día.
Los demás no se buscan, no se encuentran, no se ven.
Un domingo que empieza atípicamente atípico. Un domingo distinto que encuentra mi casa vacía de la gente que me hace reir, pero se llena de una de las personas que más amo.
Hay olorcito a carne asada. Hay olorcito a domingo. Se crea esa sensación de domingo dominguero que te recibe bien boludo a las dos de la tarde pero que te muestra lo linda que es la vida.
Las interruppciones molestan, pero hacen bien. El estado de un Amigo depende de una interrupción de una más que interesante muchacha. Ya está todo bien.
Domingo raro, porque se escucha una música totalmente ajena al género.
Domingo raro, porque la casa se vació.
Domingo raro, porque la obligación llama.
Domingo raro, porque me está gustando no compartirlo.
Domingo raro, porque comí chivito.
Domingo raro, porque mi padre se sienta a la mesa despeinado.
Domingo raro, porque el café se me vuelca.
Domingo raro, porque la semana se llenó de accidentes.
Domingo raro, porque el otoño no azota.
Domingo raro, porque mi cabeza no está rota.
Domingo raro, porque están los acentos y las comas.
Domingo raro, porque escuche un tema entero de Arjona.
Domingo raro, porque no necesito nada.
Domingo raro, porque no busco nada.
Domingo raro, porque de verdad no importa nada.
Domingo raro, porque dejó vivir a la gente.
Domingo raro, porque ya no me creo un demente.
¿Habré crecido en este domingo raro? Diez horas de sueño. Mucho para hacer. Mucho que pensar.
Domingo raro, porque arranca escribiendo y leyendo.
Domingo raro, porque está incompleto.
Domingo raro, porque no te voy a contar el secreto que queres escuchar.
Domingo raro, porque no me voy a acostar.
Domingo raro, porque es raro.
Y nada más.

sábado, 28 de febrero de 2009

Gracias a Dios las vaciones terminaron

Empieza el ciclo lectivo y lo mejor que puede hacer uno, como todo en la vida, es empezar a recordar como carajo se agarraba la birome y se escribía en manuscrita. Dificil empresa si las hubo en mi infancia colegial, hoy el producto está a la vista, una letra horrible y desopilante que también habla del desorden que reina (por suerte) en mi vida.
Las vacaciones terminaron. Gracias a Dios terminaron. Y es que de algún u otro modo estaba esperando que las cosas que pasaron, si bien es sabido que estas cosas están alineadas eternamente, se definieran, terminaran o por lo menos dieran un vuelco.
Cuanto uno más aprecia algo, mas se aferra, mas dependiente se vuelve y va perdiendo libertad.
Viajes, largos o cortos, caracterizan mis vacaciones. Los recitales, las bandas, los viajes a Bs As, mi tío y la cerveza. Mi viejo porteño, mi vieja completa, mi hermano querido, mi hermano enajenado de todo. Mis abuelas esperando siempre en la puerta para recibirte con un abrazo sin importar las circunsancias. El dolor no les impide brindarse plenas e integras a un nieto que muchas veces ni siquiera prestó atención al afecto y al cariño que se le ofreció.
Gracias a Dios las vacaciones terminaron. Algo bueno tenía que pasar. Más allá de el acercamiento a los artistas ideales, la ayuda a los artistas amigos y a los amigos artistas. La noche que con su sábana de estrellas nos invita a dormir en bolas y que nos regala esa perfecta amante, la luna. Como mierda no me va a gustar el verano si la noche es perfecta, las noches de verano son perfectas. Se puede querer, compartir, escuchar, leer, abrazar, dormir, llorar. Tantas cosas pasaron, tantas que a veces tengo miedo de todo lo que pasa.
Será verdad lo que un psicópata itinerante escribió en el pasillo del hospital viejo? "La vida es un engaño organizado". Todos los sábados antes de ir al antes querido grupo scout leía esa frase y pensaba "La gente está loca en serio".
Y aunque todos me digan que estoy un poco loco, por lo menos no vendo mi carne por ser normal. Me da risa esta frase, ayer hablando con Diana se me cruzó por la cabeza. Que enferma o que confundida que puede estar la gente como para hacer las cosas que hace. Me pregunto cuantas veces habré hecho cosas estúpidas para parecer normal y estar dentro de este Target Pelotudo (Con Mayúscuilas Si). Emanuel habría sido de gran ayuda para resolver este interrogante. El Pelado, Luis y Fernandita (Mi amor) ya están bastante grandes como para que yo vaya con boludeces. El Pichao, Pichón, Agu o El Mogo (Como solemos decirnos) seguramente se hubiera puesto en campaña para hacer algo y hubiese agotado cualquier recurso para poder brindarse. Es algo que sorprende el comportamiento de Agustín a veces pienso que la amistad que tenemos es por la similitud de pelotudeces que yo hacía a su edad y por las que sigo haciendo, pero cuando hay que hablar en seri es en serio y no hay con que darle. El Batta y El Roda, amigos implacables, dos incunables. Son como esos libros que uno tiene guardados, esos a los que uno recurre cuando no encuentra respuesta o está meramente sumergido en su momento de vaguedad. Nico, Santi y sus vagones afianzan mi querido fanatismo hacia la joda. Los chicos del instituto, ja, que hijos de puta, como no pasarla bien, hay que cronicar diría un viejo compañero. El vieja y sus amigos casi mios. Noches, tardes, pelo y música, no se le puede pedir nada más.
Los pibes Mc, jaja joda.
Mc Dia Feliz, un placer y un honor poder dialogarla.
Pero lo más importante es que Gracias a Dios las vacaciones terminaron. Si señor.
Uno se aburre de la rutina, pero que necesaria que es la puta madre eh?! Como extraño dormir en el colectivo, salir cagando de todos lados, dormirme en un agonizante miércoles de instituto, llegar casi llorando a Mc para trabajar, ir a casa a dormir, comer y bañarme. Extraño todo eso. Quiero la normalidad. quiero mi cabeza ocupada. Todo como antes, todo. Las cosas que pasan están alineadas eternamente y mientras yo no pueda hackear esa alineación seguiré viajando solito con mi perro y mis amigos, con la música como inspiración.
Que grande...
Junto con febrero...
Gracias a Dios las vacaciones terminaron.

sábado, 29 de noviembre de 2008

La. Que nota eh. Después del Sol. Acompañada del Mi y del Re son un combo imbatible. Que desgracia que no suene como quiero.
Me estoy atreviendo avoltear los gusanos que no dejan crecer mi jardin. Y encima de todo vos te irritás o te molestás por cualquier cosa. Que barato decir que es extraño, no tocarte y sentirte hoy aqui. Menos mal que ya entiendo mi tiempo y mis amigos revuelven la olla. Mañana me voy a acostar con la vida a mi lado. Yo y mi Jardin. Para sentir, para no verme mas.